facebook twitter instagram youtube tiktok
  • Inicio
  • Especiales
  • Sexo y virtualidad: ¿puede haber placer y disfrute digital sin un riesgo latente para las mujeres?

Sexo y virtualidad: ¿puede haber placer y disfrute digital sin un riesgo latente para las mujeres?

Por Manifiesta Media

Foto por Jimena Madero

En la tercera semana de nuestro especial #MujeresEnCuarentena, nos vamos a dedicar a comunicar cómo han cambiado las nociones del sexo desde que empezó la pandemia, y cómo estas modificaciones benefician y afectan a las mujeres en el país.

octubre 3, 2020

Foto por Jimena Madero

En la tercera semana de nuestro especial #MujeresEnCuarentena, nos vamos a dedicar a comunicar cómo han cambiado las nociones del sexo desde que empezó la pandemia, y cómo estas modificaciones benefician y afectan a las mujeres en el país.

¿Es la pandemia una buena o una mala época para el sexo? 

Por poco comprometida que se lea la respuesta, podría ser válido decir que depende. Aunque durante una época de la cuarentena, sobre todo los primeros meses era común encontrar guías para tener sexo siguiendo los protocolos de bioseguridad (si es que eso pudiera llegar a ser posible), hay algo claro desde el inicio: follar y ser folladx en esta época de pandemia es, inevitablemente asumir un riesgo.

Ahora cada pareja, cada núcleo de convivencia, cada conformación relacional tiene que tomar la decisión, en un mundo donde tener sexo, expresar afectos e incluso verse y compartir un espacio físico con otro cuerpo se convirtió en un riesgo para la salud propia y de otrxs.

El sexo entonces vuelve a reafirmarse, y así en cada pandemia, como una actividad riesgosa debido a una nueva razón. Y muchxs, por consiguiente, decidimos tomar distancia.

Foto por Jimena Madero Ramírez.

Pero esa misma distancia, o incluso la misma soledad con nuestro cuerpo encuarentenado, pueden ser vistos como oportunidades para explorar otras prácticas sexuales que no incluyan la presencialidad como un elemento necesario. Prácticas pensadas para nuestro disfrute, para el placer compartido, para la reconfiguración del deseo, y que empiezan a normalizar caminos ya antes recorridos, que ahora empiezan a ser caminados con un poco de cautela, con pasos algo obligados por el encierro y la famosa bioseguridad.

La 'nueva normalidad' del sexo empieza de repente a tomar otra forma. Una donde las fotos íntimas por mensajería instantánea, los links, el autoreflejo en las pantallas, los micrófonos, los juguetes a distancia y la expresión textual del deseo empiezan a ser protagonistas.

¿Pero esta exploración qué garantía está teniendo para las mujeres, cuando sabemos que la virtualidad ha sido otro canal para las violencias basadas en género, aparte del mundo análogo?

Foto por Jimena Madero Ramírez.

En la tercera semana de nuestro especial #MujeresEnCuarentena, queremos dedicarnos a entender qué implicaciones tiene para la vida de las mujeres llevar una vida sexual activa a través del mundo digital. Riesgos como la pornovenganza, la trata de mujeres y niñas en línea, la 'sextorsión' (la extorsión bajo la amenaza de compartir contenido íntimo), entre otros, están mucho más latentes que antes. ¿Existen leyes que nos defiendan en contra de estos delitos cibernéticos? ¿Qué podemos hacer para evitar riesgos en el mundo digital? ¿Existe una manera no riesgosa de satisfacer nuestro deseo virtual a través de internet?

Y no menos importante: en un mundo donde actualmente el concepto de seguridad es una presión latente de algo que nunca está completo, y que con la llegada de la emergencia sanitaria se ha tornado en una amenaza global, ¿podríamos empezar a hablar más bien de una vida sexual digital cuidadosa en vez de segura, encaminándonos más hacia una práctica feminista del placer en línea? Quizá es momento de desmarcarse de esa noción.

¡Bienvenidxs a la semana de 'Sexo y virtualidad', el tercer eje de nuestro especial #MujeresEnCuarentena!


Más de

Moda y artesanía: la reparación simbólica no es suficiente

Las prendas politizadas que muchas utilizaron en la posesión presidencial del nuevo gobierno han dado pie a discusiones públicas sobre moda, símbolos y política. En esta columna, Oriana Zapata plantea una adicional: la relación de las mujeres con la labor artesanal y una reparación que vaya más allá del símbolo.

Todo lo que debes saber sobre el nuevo Ministerio de la Igualdad

Una de las grandes promesas que hizo Petro en campaña fue el Ministerio de la Igualdad. Su cumplimiento puede ser uno de los más tardíos también. ¿Qué sabemos hasta ahora de su creación? Y quizá lo más importante, ¿de dónde saldrá la plata con un país desfinanciado? En MANIFIESTA te respondemos todas las preguntas sobre esta nueva cartera, sus ventajas y sus cuestionamientos.

Duque se despide sin haber escuchado los reclamos de las mujeres

A pesar de que una de las banderas de la campaña de Duque tenía que ver con el avance de los derechos de las mujeres, la prevención de las violencias en nuestra contra y la paridad, el saldo queda en rojo. ¿Qué gestión hubo en estos temas, y qué tan difícil se ve el panorama para el gobierno entrante de Gustavo Petro y Francia Márquez?

YoMarchoTrans: el grito transmasculino en las calles

En este primer capítulo de #PodcastManifiesta, retratamos en una pieza sonora lo que fue la última edición de la marcha trans en Bogotá, una jornada histórica para las personas transmaculinas y no binarias del país, cuyos cuerpos y voz estuvieron al frente esta vez.

Back to Top

© MANIFIESTA 2021 Todos Los Derechos Reservados

Términos y Condiciones

Política de Privacidad